Wednesday, September 19, 2007

La Administración pública como botín de guerra

La Administración pública como botín de guerra.

 

Va a necesitar talento y valor quien pretenda restituir a la Administración autonómica aragonesa a una situación de normalidad, es decir, que se cumpla en ella la legislación que la regula y de la que se puedan explicar sus procedimientos de selección, acceso y promoción de personal a un europeo sin asombro e incredulidad por su parte ni sonrojo propio. Porque ahora mismo, como saben todos los funcionarios aragoneses, los procedimientos reglamentados han sido sustituidos por la amistad, la confianza, la simpatía, la militancia o los lazos de familia. Es decir, la Administración convertida en botín de guerra de los partidos que ganan las elecciones.

 

 

Porque no se va a tratar sólo de volver a la normalidad y evitar incurrir en los comportamientos de estos años, sino de evitar la consolidación injusta de situaciones injustas y establecer procedimientos legales y reglamentarios, controles y cautelas que impidan su repetición en un futuro: un trabajo ímprobo, delicado, inteligente y, sobre todo, valiente. Una labor titánica. Salvo que el Estado autonómico colapse, hartos los ciudadanos de tanta irregularidad y derroche. Este colapso, si la situación económica no se deteriora en exceso, tardará en ocurrir, pero si seguimos por este camino, ocurrirá.

 

 

Beatriz Viejo García

No comments: