Thursday, September 13, 2007

Visita popular al Seminario derruido.


Sorpresa para Ricardo Mur y los demás concejales del grupo popular: "no se había adoptado ninguna medida especial de seguridad" para prevenir que no se cayese la dichosa fachada, mientras Gaspar veraneaba.


Los ediles del PP han manifestado su sorpresa cuando el responsable de la dirección de la obra ha señalado que “no se habían tomado medidas especiales de seguridad porque nadie podía prever el riesgo de hundimiento y no esperábamos que se cayera”.

Sin embargo Gaspar había manifestado que no le extrañaba el hundimiento y que era previsible.
Ricardo Mur considera que “Antonio Gaspar ha vuelto a quedar en evidencia porque en las últimas semanas ha estado asegurando que el Plan de Salud y Seguridad del Seminario fue el que evitó alguna tragedia.

De todos modos, afirma Mur que se han encontrado con otro muro, el del silencio: no sabía ni sabe nadie nada del porqué se cayó, el coste del desescombro y el tiempo de duración de la operación.

Por último, los populares han constatado que el Ayuntamiento de Zaragoza no solicitó autorización para demoler la parte del Ala Este del Seminario para la que la Dirección General de Patrimonio había exigido un informe previo. “Hoy nos han confirmado que ni siquiera se dio la orden de demoler por escrito, sino que actuaban sobre la marcha ordenando verbalmente”, lamenta Ricardo Mur.

Y es que ¿se legisla para que la ley no se cumpla?