Friday, March 14, 2008

La economía sigue mal a pesar de Solves. La inflación anual se situa en Aragón al 4,5%

14.3.2008.



Por: Redacción

Combustibles, alimentos y hostelería continúan impulsando la inflación.

www.aragonliberal.es


Combustibles, alimentos y hostelería continúan impulsando la inflación


La tasa anual de inflación se sitúa en Aragón en el 4,5%, una décima por debajo del mes anterior
La inflación subyacente se mantiene en el 3,2% en el mes de febrero

Según los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), la variación de los precios durante el mes de febrero, respecto al mes anterior, experimentó un incremento de dos décimas. Con ello la tasa anual de inflación quedó situada en Aragón en el 4,5%, una décima menos que la tasa anual ofrecida el mes anterior y una décima por encima de la media nacional.

Durante el mes de febrero se dejaron sentir los efectos de la continuación de las rebajas de invierno, ya que los precios de vestido y calzado bajaron siete décimas. También disminuyeron dos décimas los precios de la alimentación, por la influencia del pescado fresco y algunas carnes, e igualmente se redujeron una décima los precios de las comunicaciones.

En sentido contrario, las mayores subidas mensuales se observan en bebidas alcohólicas y tabaco (1,3% mensual), hostelería (0,6%), medicina (0,5%) y transporte y ocio y cultura (0,4% en ambos casos).

En términos interanuales, las fuerzas que presionan al alza la inflación continúan siendo los alimentos y los combustibles. Precisamente, esta última rúbrica afecta tanto al transporte como a la calefacción de las viviendas. Así, en los últimos doce meses, los grupos de consumo más inflacionistas siguen siendo alimentos y bebidas no alcohólicas (7,4%), transporte (6,9%) y vivienda (6,6%). De hecho, estos tres grupos de consumo explican el 70% de la inflación, al aportar 3,2 de los 4,5 puntos totales.
 
Por otro lado, es necesario seguir destacando con preocupación las presiones procedentes de hoteles, cafés y restaurantes, cuyos precios crecen en febrero a una tasa anual del 4,4%, y aportan cinco décimas a la inflación general. Así, la suma de combustibles, alimentos y hostelería supone el 84% de la inflación total.

Este protagonismo de combustibles y alimentos también se refleja en la evolución de la inflación subyacente (aquella que recoge la variación de precios excluyendo sus componentes más volátiles, alimentos no elaborados y productos energéticos). Dicha inflación subyacente era del 3,2% en febrero en Aragón, idéntico registro al del mes anterior y 1,3 puntos por debajo de la tasa general. En el conjunto de España la inflación subyacente aceleraba hasta el 3,3% en febrero, dos décimas más que el mes anterior. Puede destacarse el hecho de que la inflación subyacente aragonesa queda por debajo de la media nacional en este mes de febrero, cosa que no sucedía desde marzo de 2006.

Por su parte, en el conjunto de la eurozona la tasa de inflación en febrero se situaba en el 3,2%, repitiendo el dato del mes anterior. En consecuencia, el diferencial de inflación con Aragón disminuía una décima, hasta 1,3 puntos porcentuales, mientras en el conjunto nacional aumentaba en la misma cantidad hasta alcanzar 1,2 puntos porcentuales.

El mal comportamiento de los precios en los últimos meses está afectando al conjunto de la eurozona, aunque se manifiesta con mayor intensidad en España. Esto sucede en parte por el mayor peso de los carburantes y alimentos en el IPC español y por el menor peso de los impuestos indirectos, que provoca mayor sensibilidad ante las oscilaciones en los precios de los bienes.

Como se ha indicado en ocasiones anteriores, la tendencia alcista del IPC tiene su origen por un lado en el efecto escalón derivado de los descensos de precios del crudo en el otoño e invierno anteriores y, por otro, en los aumentos de los precios de la energía y los alimentos en los mercados internacionales. Según el BCE este efecto base negativo se corregirá a lo largo del presente año, pasando a ser favorable en el segundo semestre. Atendiendo a la variación mensual de los precios, en el caso de los alimentos esta desaceleración de la inflación ya se está produciendo, pasando en Aragón de un 2,3% en octubre al 0,4% en enero y a un caída del 0,2% en febrero. A esta moderación debería ayudar la desaceleración observada en el consumo de los hogares, lo que aliviaría las presiones sobre los precios.

Por otro lado, se sigue observando una fuerte presión de los precios de la hostelería. Es evidente que la celebración de la Exposición Internacional de Zaragoza puede tener influencia en este comportamiento. En este sentido, sería deseable que los agentes económicos no sigan una política de precios oportunista, que generaría tensiones inflacionistas adicionales.

No comments: